Pechuga de pollo con salsa de cebolla

y con espárragos

Dificultad
Metodo
Cantidad de Gente
Ingredientes
300gr de espárrago grueso
Sal y pimienta
Aceite de oliva

Para la salsa
2 cebollas
2 dientes de ajo
1 vaso de vino blanco
2 hojas de laurel
500 ml de caldo de pollo
Harina
Perejil picado

Elaboración

Te proponemos para esta época recetas con verduras de temporada y opciones muy versátiles. Una opción casera, deliciosa y que no requiere de muchos ingredientes, por los que todos los tendrás al alcance de tu mano. Un plato perfecto, con una salsa 100% casera y con un paso a paso detallado para que lo puedas hacer todo sin complicaciones.

Te animamos a preparar este plato de pechugas de pollo con espárragos y salsa de cebolla, una receta de esas que gustan tanto a niños como mayores. 


Receta de pechugas de pollo con espárragos y salsa de cebolla

1/ Pasamos cada filete de pechuga por harina en sus dos caras y freímos en abundante aceite cada pechuga. La idea es sellar la harina sobre la superficie de la pechuga, dejando el interior crudo. Reservamos.

2/ Picamos las cebollas en juliana y el ajo y en una sartén amplia, colamos el aceite que hemos utilizado para la fritura y lo añadimos. Salpimentamos al gusto y dejamos cocinar unos 10 minutos a fuego suave, removiendo de vez en cuando.

3/ Pasados los 10 minutos, añadimos las hojas de laurel y el vino blanco. Subimos la potencia del fuego y esperamos hasta que evapore el alcohol, al menos dos minutos.

- El vino blanco le va a dar un toque ácido que va a contrastar estupendamente con el dulce de la cebolla.

4/ Una vez el alcohol se haya evaporado añadimos el caldo del pollo.

- Es mejor echar de menos porque si nos queda después una salsa muy densa, siempre se puede rectificar echando más caldo.

5/ Inmediatamente, ponemos toda esta mezcla en una batidora y trituramos todo. Debe quedar con cierto cuerpo pero sin grumos. Si ves que te ha quedado muy densa, añade un poco más de caldo. 

6/ Devolvemos todo de nuevo a la sartén y lo dejamos cocinando a fuego medio. Puedes introducir en este momento las pechugas de pollo y esperar 10 minutos para que se cocine todo junto o emplatar por separado.

7/ Ponemos una sartén al fuego y freímos los espárragos para servirlos como guarnición. 

Y ya tendríamos nuestras pechugas de pollo con espárragos en salsa de cebolla listas para disfrutar. Es mejor servirlas en caliente para mantener todo el sabor y la textura cremosa de la salsa. ¿Te animas a ponerla en práctica? ¡Es muy fácil y queda de 10!

Banner compra en la tienda online de Pollos Planes